Algo que debía tener presente Manuel Ajoy, psiquiatra de la Unidad Mental Infanto-Juvenil de Fuerteventura, de reciente creación, cuando soltó esta incomprensible barbaridad alarmista, más falsa que un euro de cartón:

(…) el 95 por ciento de los trastornos psicóticos de los jóvenes majoreros tienen que ver con el consumo de cannabis (…)

¡Toma ya! Este avezado profesional ha descubierto él solito el origen de la práctica totalidad de los casos de trastorno mental que se dan en las islas. Y eso, con solo un año de trabajo (la unidad se abrió en el 2008). Que le den el Nobel, pero ya.

Lo peor es que habrá quien haga suyos estos argumentos. Para los que por contra quieran informarse (entre los que incluyo al psiquiatra mentiroso) con veracidad, les aconsejo que se hagan con el manual que los profesionales -los de verdad- de atención primaria llaman ‘EL MANUAL’, o tengan a bien leer con atención estos enlaces:

Cannabinoides y esquizofrenia: ¿dónde está el vínculo?
Cannabis y esquizofrenia: las cosas claras
El cannabis en la psicosis

Visiones diferentes sobre la cuestión, sin desmesuras y con rigor científico.

Esta entrada se colgó el lunes, septiembre 7th, 2009 at 16:57 y está archivada en Medicina, Prohibicionistas. Suscríbete a los comentarios RSS 2.0 feed. Comentarios y pings están cerrados.